Comer en rojo para eliminar los radicales libres

Las frutas y verduras rojas son ricas en un poderoso antioxidante que está presente en grandes cantidades en el tomate y en la sandía, y que ayuda al organismo a eliminar los radicales libres dañinos, contrarrestando la aparición de enfermedades degenerativas.

Además de eliminar los radicales libres, el licopeno, el nombre de esta sustancia, ayuda a regular el colesterol y la presión arterial alta, y limpiar las venas de obstrucciones.

El color rojo característico de frutas y verduras se debe a las antocianinas, eficaces para reducir la inflamación y mejorar la fragilidad capilar y la función visual. Los alimentos rojos también son depurativosy, gracias a su alto contenido de potasio y hierro, recargan energía en tiempos de fatiga.

Tomate: protege el corazón, disminuye la presión arterial y retarda el proceso de envejecimiento, gracias a su alto contenido de antioxidantes. Además, el tomate es una fuente natural de vitamina C, lo que contribuye a la buena salud de nuestra piel, especialmente en verano, cuando el sol la somete particularmente al estres. El tomate es también eficaz contra el colesterol, regulando su nivel.

Fresas: podrían ser definidas un verdadero fruto de la juventud ya que el contenido de vitamina C y un muy alto poder antioxidante ayudan a mantener saludable la piel. Las fresas contribuyen a la producción de melatonina y serotonina que ayudabn a mantener en un buen estado de ánimo. Por último, las fresas contienen xilitol, que protege los dientes y combate el mal aliento.

Sandía: es un potente depurador gracias al gran porcentaje de agua que contiene, calma la sed y la presencia de sales minerales ayudan a contrarrestar la sensación de fatiga y agotamiento típico de los períodos cálidos. La sandía también es baja en azúcar a pesar de su sabor dulce, pero no contiene grasa y proporciona un número muy bajo de calorías. Trate de eliminar todas las semillas cuando coma sandía, debido al efecto laxante de estas.

Manzana: todo el mundo sabe que es la fruta más completa; de hecho, posee un alto porcentaje de vitaminas, minerales y y es un alimento al alcance de todos porque es baja en grasas, proteínas y azúcares. Como sucede con otras frutas, se recomienda comerla con la piel, después de un lavado a fondo, ya que es rica en antioxidantes que los niveles de presión arterial y de bajan colesterol malo.

Granada: aunque no a todos les gusta el elevado número de semillas presentes, la granada es una de las frutas más ricas en minerales, con una acción antioxidante comparable con la del té verde. Fruto de la eterna juventud, La granada protege el corazón y las arterias, lo que reduce el colesterol en sangre y disminuye y ajusta la presión arterial.

Pimiento y guindilla: estos vegetales también proporcionan un alto contenido de vitaminas, en principalmente A y C que tienen un alto poder antioxidante. Los pimientos dulces son más digeribles que los picantes, aunque es recomendable evitar su consumo por la noche. El pimiento también contiene vitamina D, que junto con la vitamica C, fortalece el sistema cardiovascular.

Cereza: estos frutos rojos tienen propiedades depurativas y desintoxicantes, diuréticas y laxantes que los hacen muy eficaces para combatir la inflamación abdominal. La presencia de vitaminas A y C en combinación con otros útiles, mejoran la producción de colágeno aportando beneficios para nuestra piel.

Comentarios sobre este artículo (0)

No hay comentarios

Artículos relacionades

Todo lo bueno de comer una ensalada
La mandarina, fruta perfecta para verse bien por dentro y por fuera
Manzana verde: propiedades y beneficios
Alimentos milagrosos para combatir el acné