Crema de verduras dulce

Crema de verduras dulce

Añadir a favoritos
  • Autor:
  • Puntuacíon:
  • Más recetas:
"Cuando seleccionemos los calabacines para cremas y purés es conveniente escoger los más pequeños, ya que el resultado será un puré más suave. La manzana elimina la acidez de las verduras, por lo que los niños consumen este plato sin poner problemas."

Datos de la receta

Fácil
Comen 4
Total: = prep. + coc.

Ingredientes

- 4 tomates medianos maduros.
- 500 gramos de calabacines medianos (para que no estén muy duros o tengan muchas semillas)
- 1 patata mediana.
- 2 zanahorias.
- 2 manzanas tipo golden (las amarillas)
- 2 puerros medianos.
- Aceite de oliva.
- Sal.
- Pimienta negra molida.
- Medio litro de agua.

Como hacer Crema de verduras dulce paso a paso

Cortar el puerro en trozos pequeños desechando aquella parte del tallo que esté más quemada por el sol y el aire.

En una olla profunda poner aceite de oliva y calentar a fuego medio. Cuando adquiera temperatura, echar los puerros cortados con un poco de sal. Dejar hasta que se doren. Remover constantemente para que no se quemen.

Lavar bien la piel de los tomates, de la patata y de las zanahorias y cortarlos en trozos medianos. Reservar.

Pelar y cortar los calabacines y las manzanas obteniendo dados de un centímetro de grosor aproximadamente. En el caso de las manzanas hay que desechar el corazón ya que amarga el resultado.

Cuando el puerro esté blandito y dorado, echar el resto de las verduras y las manzanas troceadas. Volver a rectificar de sal y agregar un poco de pimienta negra molida. Dejar un par de minutos.

Echar medio litro de agua y tapar. Bajar el fuego al mínimo y dejar que vaya cocinándose sin prisa. Mover de vez en cuando para asegurarnos de que se van haciendo por igual todos los ingredientes.

Pasado este tiempo, retirar del fuego y dejar reposar hasta que pierda un poco de calor.

Cuando el agua de la olla deje de hervir, triturar el contenido con ayuda de una batidora eléctrica. Para asegurarnos de que todos los alimentos se van deshaciendo y no quedan fibras, comenzar con una velocidad pequeña e ir incrementándola progresivamente. Mantenerla durante cinco minutos.

Comprobar que el contenido está uniforme y no hay presencia de fibras de puerro. Si encontrásemos alguna, pasar por el pasapués hasta eliminarlas.

Servir templado o caliente.

Comentarios sobre esta receta (0)

No hay comentarios